Irrupción

Posted on Actualizado enn

Las aves lloran de frío,

lloran de hambre,

las aves negras lloran,

como  los albatros a la muerte de Diómedes,

las aves lloran,

sobre las olas,

sobre los árboles de otoño,

el pavimento está cubierto

heces blanquecinas

de pájaro hambriento.

Las aves lloran al inicio del invierno

llevan la fuerza de las mareas

en sus alas atlánticas,

vuelan lejos

armadas de dulces quejidos que se liberan

de una boca divina,

dormida,

que exhala silencios donde

de cuando

en cuando

murmuran las olas.

Anuncios

Siéntase libre de comentar, gracias. / Please, feel free to comment below

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s